Dietas extremas y efectivas para adelgazar

dietas extremas efectivas para perder peso

Dietas extremas para adelgazar

Las conocidas como dietas extremas son aquellas que prometen una pérdida de peso bárbara en muy poco tiempo. Además se las conoce como dietas milagro, un nombre que no merecen, ya que, como siempre decimos, no existen los milagros para perder peso.

En ocasiones este tipo de dietas ponen en riesgo la salud de quienes las hacen por ello, debemos tener conciencia y aprender a distinguir una dieta rápida, que cumple con unas premisas básicas nutricionales, y una dieta extrema, que se basan en la ingesta de un solo alimento o en un ayuno parcial, o incluso total.

Por ello, vamos a hacer una distinción entre las dietas extremas, bien sea por ser dietas rápidas o muy restrictivas, pero que no supongan un riesgo para la salud de quien las lleva a cabo, si lo hace bajo las premisas y pautas que se le ofrecen.

Y por otro lado, las dietas extremas que consideramos menos recomendables, porque sus pautas nutricionales no resultan del todo seguras y saludables para quienes deciden hacer este tipo de dietas.

Os ofrecemos una serie de dietas rápidas y extremas que se utilizan para perder peso en unas condiciones determinadas, por ejemplo para perder peso de forma rápida ante un evento; pero para la pérdida de peso a largo plazo y de forma sana recomendamos una alimentación saludable que se base en una dieta equilibrada en combinación con ejercicio físico para conseguir nuestro peso ideal, y que se mantenga en el tiempo además gozando de un estado de salud óptimo.

 

Dietas extremas para perder 10 kilos

Dentro de este apartado te vamos a ofrecer dietas extremas con las que perder hasta 10 kilos de peso en un tiempo récord. Recuerda que es importante no poner en riesgo tu salud, y que debes consultar con un especialista en nutrición antes de realizar cualquier dieta, sobre todo si tienes alguna enfermedad o problema de salud previo que pudiera verse afectado.

En primer lugar encontramos la dieta de las 900 calorías que la consideramos una dieta extrema por ser muy restrictiva en cuanto a aporte calórico se refiere, pero si se realiza sin excederse de la duración prescrita no supone riesgos para la salud y se pueden conseguir perder 10 kilos en un mes.

Otra muy restrictiva es la dieta de las 500 calorías con la que puedes perder peso de forma rápida también, aunque resulta más difícil por ser más estricta, y requiere un mayor esfuerzo.

Puedes probar algunas menos restrictivas como la dieta de las 1300 calorías, o las 1500 calorías que son más equilibradas.

Con la dieta de los 3 días puedes perder 3 kilos, por lo que es muy cómoda para quitarte esos kilitos antes de un evento, o tras unos días de exceso, como pueden ser periodos vacacionales, etc.

Con la dieta del atún también puedes perder 3 kilos en tres días, a pesar de no ser muy equilibrada su duración es tan corta que no llega a producir riesgos para la salud, eso sí no la debes prolongar durante mucho más tiempo. Así también puedes encontrar dietas rápidas como la dieta de los 5 días.

También encontramos dietas de ayuno intermitente, o dietas como la dieta Militar que se basan en tres días estrictos para perder peso y luego días de consumo normal, como la dieta de los días alternos.

Además encontramos otro tipo de regímenes nutricionales que consideramos extremos por las condiciones de la dieta, por ejemplo  la dieta Cetogénica, que la consideramos extrema porque produce unos cambios en el organismo, que pueden resultar peligrosos para la salud, como es el caso del estado de cetosis.

Otra de las dietas de este tipo es la Scardale con la que puedes perder 8 kilos en 14 días.

Por otro lado, existen dietas como por ejemplo la dieta líquida que modifica los hábitos nutricionales, o las dietas disociadas que basan su funcionamiento en dividir la ingesta de los alimentos según su grupo, de entre estas puedes encontrar la versión rápida de la dieta de los 7 días.

Por otro lado, las dietas desintoxicantes, también suelen ser extremas  por sus restricciones,  entre ellas puedes encontrar la dieta depurativa, o las dietas detox. Estas dietas sirven para limpiar nuestro organismo de toxinas y sustancias de desecho, además encontrarás la dieta del sirope de Arce que es depurativa y combina fases de semiayuno o la dieta del limón para perder peso y desintoxicar el organismo.

 

Las dietas extremas más famosas

En la red podréis encontrar multitud de dietas extremas, que basan sus pautas nutricionales en muchos factores que nada tienen que ver con la nutrición ni la salud, como es el caso de la dieta astral; que recomienda un tipo de dieta según tu signo del zodíaco.

Como sucede con todo esto, las generalidades hacen que la gente se sienta identificada y caiga en la trampa. Es decir, crea que su problema con el sobrepeso tiene algo que ver con lo que le indica la dieta astral. De este tipo encontramos también la dieta de la luna llena, que se basa en alternar el ayuno con el consumo de alimentos ricos en líquidos siguiendo la fases de la luna. En los días en que la luna cambia a cuarto menguante y cuarto creciente, se realiza es un semiayuno de 26 horas, donde a los líquidos puedes sumarle otros alimentos.

Otra muy famosa es la dieta del grupo sanguíneo, con la que según tu grupo sanguíneo debemos comer un tipo de alimentos.

Por otro lado existen dietas, que además  suelen ser bastante peligrosas, que se basan en ingerir un único alimento, como es el caso de la dieta del pomelo, en la que sólo y sí sí,habéis leído bien; sólo comeremos pomelos. ¿Qué ocurre con este tipo de dietas? Que caen en el abandono porque no hay quien pueda estar mucho tiempo ingiriendo únicamente pomelos y además produce grandes déficits de proteínas, vitaminas y minerales en nuestro organismo, lo que puede derivar en graves problemas de salud.

Por ello, se desarrollan versiones menos estrictas que nos ayudan a perder peso aprovechando al máximo las propiedades de cada alimento, aquí puedes encontrar la versión saludable de la dieta del pomelo.

También, dentro de este grupo encontramos la dieta del canguro, algo difícil de llevar a cabo si no vives en Australia, en la que sólo puedes comer carne de este simpático animal.

Por otro lado encontramos dietas extremas que conocemos como dietas bárbaras, que basan su fundamento en auténticas tonterías que incitan a las personas que las practican a caer en enfermedades como la anorexia y la bulimia.

Este es el caso de la dieta del aire, que se ha puesto de moda últimamente, en la que te alimentas a base de aire. Básicamente tratan de hacernos creer que cogiendo una cuchara o un tenedor engañamos al organismo haciendo como si comiéramos. Parece un chiste, pero no lo es. Permiten el consumo de líquidos pero bajos en calorías, para evitar que desfallezca quien intente este tipo de dietas. Una auténtica locura comparable a la dieta de los monjes de Brasil de la que te puedes informar aquí.

Otra dieta que se ha extendido es la dieta de la risa, que al menos no supone un riesgo para quien la practica porque únicamente se trata de reírse. Después de que se descubriera que reírse durante 15 minutos nos hace perder hasta 40 calorías, que dicho así, no está nada mal si queremos perder peso.

Además encontramos dietas en las que el cambio de ciertos hábitos nutricionales modifican completamente nuestro metabolismo haciendo que éste empiece a perder peso de forma desmesurada. Este es el caso de la dieta reversiva, es decir que debemos darle la vuelta al menú diario, el desayuno será nuestra última comida del día y la cena nuestra primera. Esta dieta apuesta por consumir muchas más calorías cuando se inicia el día y pocas calorías antes de ir a la cama. Pero claro, esto no resulta muy cómodo para aquellas personas con una vida social activa, ya que si sales a cenar con amigos resultará un poco extraño tomarse un vaso de leche con dos galletas. La creadora de esta dieta afirma haber perdido 90 kilos en 5 años modificando este hábito nutricional.

Otra de las más famosas es la dieta forking, en la que sólo podemos comer todo aquello que se pueda pinchar con el tenedor, debemos desterrar las cucharas de nuestra mesa y comer sólo con tenedor. Eso sí, no vale usarlo como cuchara, únicamente pinchando.

Si bien es cierto, esta dieta no resulta peligrosa para la salud porque, aún comiendo únicamente aquello que pueda ser pinchado con el tenedor, podemos comer muy variado, y asegurarnos una dieta equilibrada, todo depende de los alimentos que elijamos pinchar con nuestro tenedor.

 

Riesgos de las dietas extremas

Gerneralmente en las dietas rápidas los riesgos se producen cuando prolongamos durante un tiempo superior al indicado. Pueden causar déficits nutricionales que nos hagan tener síntomas de agotamiento, cansancio, fatiga, dolor de cabeza, debilidad, sangrados de encías, etc.

Todos ellos motivados por una falta de nutrientes en nuestro organismo. Otras dietas pueden producir problemas de ansiedad, por su nivel de auto exigencia y sus restricciones.

Debemos tener en cuenta que nuestro organismo necesita nutrirse de forma sana para poder llevar a cabo su actividad metabólica y sus funciones básicas y que en el momento que no le proporcionamos la energía suficiente comenzará a intentar obtenerla por otros medios, por lo que pueden producirse, evidentemente, pérdidas de peso rápidas pero que no se mantienen en el tiempo, ya que al volver a comer de forma habitual el organismo empezará a reservar todo aquello de lo que le hemos privado, por si lo volvemos a hacer.

Así se produce lo que llamamos efecto yo-yó o efecto rebote, con lo que recuperamos el peso perdido en muy poco tiempo. Por otro lado, con estas dietas se pueden ver alterados los niveles analíticos de la función renal y hepática que son las primeras en notar todos los cambios que tienen que ver con las digestiones y la eliminación de las toxinas y sustancias que no le interesan al organismo. Además algunas dietas extremas producen cambios en la flora intestinal derivando así en problemas gastrointestinales o digestivos como úlceras, estreñimiento, gases, etc.

 

Recomendaciones para las dietas extremas

Desde tomadieta.com os recomendamos, que llevéis a cabo una alimentación saludable combinada con ejercicio, y que hagáis uso de las dietas rápidas con un objetivo claro, como perder unos kilos antes de un acontecimiento, o después de un período de excesos; pero no como técnica para una pérdida de peso regular que se mantenga en el tiempo.

Podemos aprovechar esas dietas extremas, de corta duración, como un empujón de motivación para perder peso, para luego continuar con una dieta balanceada que nos asegure todos los nutrientes que nuestro organismo necesita y con la que podamos perder peso de forma saludable combinándolo con ejercicio físico regular.

SUSCRÍBETE
Contenido único en tu email y ¡Consigue ahora este práctico Manual!

manual adelgazar en 5 pasos

Sólo por suscribirte te regalamos este Manual en formato pdf para Empezar a Adelgazar en 5 Pasos.

Además ofrecemos a nuestros suscriptores contenido saludable de forma privilegiada totalmente gratuito.

100% LIBRE DE SPAM

Valoración: 1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, Promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
adelgazar en clinkiky

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *