Sibutramina para adelgazar ¿de qué se trata?

sibutramina pastillas para adelgazar

Sibutramina, pastillas para adelgazar

La sibutramina fue un medicamento creado para tratar problemas de obesidad, su consumo era vía oral. Esta sustancia es un estimulante que actúa en el sistema nervioso central, como inhibidor de la recaptación de los neurotransmisores para ayudar así a aumentar la sensación de saciedad. Inhibe la recaptación de sustancias como la serotonina, la norepinefrina y la dopamina controlando el apetito, aunque sin propiedades antidepresivas. Esta sustancia fue aprobada y comercializada en gran parte del mundo desde 1997 para el tratamiento de la obesidad, y posteriormente retirada en multitud de países por sus graves efectos secundarios.

 

Sibutramina para adelgazar ¿realmente funciona?

Este medicamento cuando surgió gozó de mucha fama para ayudar a adelgazar, ya no sólo lo consumían personas para tratar problemas de obesidad importantes, no, lo consumía cualquier persona que quería adelgazar como coadyuvante. Esto permitió que se realizaran estudios en los que se planteaba realmente, cuánto ayudaba la sibutramina a la hora de perder peso, y resultó que la ayuda era mínima. No era un medicamento milagro, pero ¿ porqué tanta gente lo consumía? la respuesta es sencilla, y lo vamos a explicar detalladamente para que se entienda.

Cuando una persona decide perder peso, lo único que necesita es alimentarse de forma sana y practicar ejercicio para equilibrar la balanza entre las calorías ingeridas y las que su cuerpo consume. A partir de ahí, si todo se realiza correctamente, empezaremos a perder peso.

Pero, ¿qué ocurre si no somos capaces de hacer ejercicio, o de controlar la ansiedad y el picoteo durante el día? que perdemos peso lentamente. ¿Qué es lo que queremos? perder peso rápidamente. ¿Cómo lo podemos conseguir? con un medicamento que nos regule la función cerebral que se ocupa del apetito. Esto es lo que hace la sibutramina, suprimir nuestras ganas de comer durante el período de tiempo que actúa en el organismo. Bien, ¿qué ocurre con este tipo de medicamentos? Que al principio funcionan muy bien, y al principio es cuando más nos interesa que funcionen bien, porque al fin y al cabo lo que interesa es perder peso de forma rápida, y si no empieza a actuar pronto acabaremos por dejar el medicamento antes de que haga efecto. Y que, al no poderse consumir eternamente, al retirarlos empieza el efecto rebote.

Por ello, la sibutramina tuvo tantos adeptos porque la gente hacía referencia a que les funcionaba pero, ¿qué ocurre cuando pasan cuatro semanas? que esos efectos sobre el apetito empiezan a desaparecer, e incluso pueden aparecer efectos contrarios  como un aumento del apetito. Aquí te dejamos un enlace para que sepas cómo evitar los ataques de hambre sin medicación.

Los estudios cada vez revelaban más información que desprestigiaba el uso de la sibutramina para adelgazar, afirmando que la ayuda a la pérdida de peso era mínima basándose en personas que la consumían y aquellos que no lo hacían la diferencia era mínima. Por ello y viendo los efectos secundarios que esta medicación posee, ¿merece la pena el riesgo? definitivamente, NO.

 

Contraindicaciones de la sibutramina

Aunque ya no se comercializa en gran parte de países os explicamos las contraindicaciones de este medicamento, que últimamente se ha puesto de moda en la red, y no es difícil de conseguir. Está desaconsejado en personas con trastornos psiquiátricos relacionados con la alimentación como bulimia o anorexia nerviosa, o depresión severa. Tampoco deben consumirla aquéllas personas con predisposición al consumo de drogas y alcohol. Personas con hipersensibilidad a la sibutramina o a alguno de sus componentes,tampoco menores de edad.

Pacientes con hipertensión, o con daños en las válvulas cardíacas, enfermedades coronarias, arritmias o que hayan sufrido infartos de miocardio previamente. Tampoco personas con hipertiroidismo, ni pacientes tratados con otros medicamentos para el sistema nervioso central, como antidepresivos o ansiolíticos o epilépticos. Tampoco se autoriza su consumo en embarazadas ni en período de lactancia.

Aquí te ofrecemos un post sobre si funcionan o no las pastillas para adelgazar

 

Efectos secundarios de la sibutramina

La sibutramina fue retirada del mercado en 2010 debido a preocupaciones sobre sus efectos adversos, entre los que podrían incluirse problemas de muerte repentina, paro cardíaco, fallo renal y trastornos gastrointestinales. Claro está, que cualquier medicamento tiene efectos secundarios, pero debemos valorar la importancia y el riesgo de sufrirlos antes de tomar ciertos medicamentos. Además cuando una sustancia o medicamento se retira del mercado en diferentes países, cada uno con su órgano de inspección y control de los medicamentos independiente, debemos de sospechar sobre su uso.

Como efectos secundarios frecuentes podríamos decir los siguientes: sequedad de boca, apetito incrementado, náuseas, sabor extraño, anorgasmia y eyaculación retrasada, malestar de estómago, estreñimiento, problemas de sueño, mareo, somnolencia, calambres, dolores menstruales, dolor de cabeza, rubor, y dolor de articulaciones y músculos.

Además, la sibutramina puede aumentar la presión sanguínea y el pulso en algunos pacientes. Por tanto, todos los pacientes  deben ser controlados períodicamente a través de la monitorización del pulso y la tensión, para evitar problemas derivados de ellos.

Otros efectos secundarios como arritmias cardíacas, parestesias, cambios mentales o del estado de ánimo (por ejemplo excitación, inquietud, confusión, depresión y pensamientos suicidas). Síntomas que requieren atención médica de urgencia, si presentan por ejemplo, dificultades para orinar, contusiones anormales o hemorragias, ictericia (color amarillento en la piel), fiebre y temblores, dolor de pecho, visión anormal, entre otros, nos pueden dar pistas de que algo no va bien y debemos acudir al centro de salud más cercano.

 

Otros productos para perder peso

Los combinados a base de hierbas y plantas naturales que no están bajo supervisión son la principal salida de la industria  para camuflar cantidades de sibutramina sin especificarlo. Esta es la principal preocupación  y es especialmente relevante ya que la concentración de esta sustancia, a veces es mucho mayor que la recomendada para perder peso; por lo que podrían aparecer los anteriormente citados efectos secundarios del consumo de sibutramina. Además el desconocimiento de estar consumiéndola, hace que no se levanten sospechas en primera instancia.
Algunos productos para perder peso ilegales que se comercializan en internet bajo el nombre de otros, han causado diferentes alarmas sanitarias e incluso algunos se ha demostrado que contenían sibutramina y otras sustancias prohibidas. Aquí puedes informarte sobre las pastillas chinas para adelgazar.

 

Por todo ello, os recomendamos que si adquirís algún medicamento para ayudaros a la pérdida de peso, que lo hagáis en farmacias, medicamentos que cumplan la normativa y sean seguros, evitando así caer en productos que puedan ser dañinos para la salud. Y como siempre decimos, para perder peso debemos cuidar la alimentación equilibrando el gasto calórico, haciendo ejercicio físico regular conseguirás tus objetivos. Aquí te ofrecemos los mejores consejos para perder peso de forma segura.

Valoración: 1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, Promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solve : *
16 − 7 =


Simple Share Buttons